Espíritu Lauro Añejo

Espíritu Lauro Añejo nace de un cuidadoso proceso de reposo y añejamiento en las mejores barricas de roble blanco americano seleccionadas por sus cualidades. El contacto del mezcal con la madera da como exquisito resultado aromas, colores y sabores, proporcionando el añejo perfecto.

Únicamente se seleccionan de 5 a 10 barricas anualmente para este artesanal proceso de añejamiento, y posteriormente su embotellado.

El ensamble del mezcal Espíritu Lauro consiste en 2 agaves: 70% Agave Angustifolia Haw (maguey espadín) y 30% Agave Karwinskii (maguey verde, mexicano o San Martín).

Muy importante para el resultado es la delicada elaboración artesanal de este elixir.

En el palenque, sólo se cuenta con leña, piedras, petate y tierra para el cocimiento de las cabezas.

En la fermentación, sólo la levadura natural que hay en el agave y en el ambiente de campo.

En el alambique de cobre, sólo fuego y una lenta destilación atendida cuidadosamente para dar el perfil que se busca. De esta manera, se obtiene el espíritu de esa planta maravillosa en una bebida mágica y sorprendente, compleja y fina.

En la elaboración se realiza una sola destilación para conservar todos los aromas, sabores y  la fuerza del agave. Al destilar sólo una vez, debe tenerse mucho cuidado para “cortar” las puntas y las colas y así poder mantener el mezcal dentro de las estrictas normas de calidad en su análisis químico. De esta manera, con estos “cortes” estrictos, hay una merma de producto muy importante, mucho mayor que la práctica normal en la industria; éste sacrificio deriva en mantener siempre la calidad impecable de Espíritu Lauro.

ESPÍRITU LAURO AÑEJO
• 14 meses en barrica.
• Elaborado 100% de agave.
• 40º Alc/Vol.
• De hermoso color ámbar brillante, derrocha aromas complejos y frutales. Terso y fino para su boca, aunque persistente su sabor ahumado y sabor de la barrica.
• Para apreciar este mezcal es solo.

Comparte y síguenos
error

Viajando con Sabor

Deja un comentario